jueves, 5 de noviembre de 2009

V

5 comentarios:

Xibeliuss dijo...

Alan Moore es uno de los más grandes talentos de nuestra generación.
Tarde o temprano, será reconocido a todos los niveles.
Un saludo.

isis de la noche dijo...

ESA PELÍCULA ME ENCANTA!!!!!

ES SENCILLAMENTE GENIAL...

Y como lo has demostrado, no solo por el tema y la forma de abordarlo ni la exquisita puesta en escena.. sino por la soberbia actuación de Hugo Weaven y Natalie Portman... y todos los demás cuyo nombre desconozco ;)

QUÉ INTERESANTE COSA!!!!! Nunca antes había sabido lo que es la 'tipografía kinética'... supongo que, como el nombre lo dice, letras en movimiento ;)

Me ha encantado ver esto!!!!

Es increíble cómo la voz del actor influye tanto en su caracterización del personaje... FASCINANTE!!!!

Gracias querida Ariadna por esta maravillosa selección.. me ha impresionado!

un abrazo inmenso!

Carmelo... dijo...

Hola Ariadna,¿qué tal? yo me presento:
Podría haber salido de algún cuento.
Con asombro hoy en mi blog te he descubierto,
¡Qué alegría me ha causado tal efecto!

Con tal prisa he querido ver quién eras,
Y por eso he pinchado en tu dibujo,
Por supuesto sin querer hacerte daño,
He elegido una parte que no duele,
Y he posado alli el cursor y cliqueado.

Al momento me encontraba ya a tu lado,
Y de golpe con tu historia me he encontrado.

Cúal sería mi sorpresa cuando veo,
que mi máscara contigo alli se hayaba.
Al final has decidido con criterio,
Navegar con el que ya te acompañaba.

Un honor tenerte alli en mi barco...
Un placer estar aqui en tu cuento.

Ariadna dijo...

¿Y qué contesto yo a esto?
Carmelo enmascarado me pone usted en un aprieto... Bienvenido a este mi humilde hogar. Yo hace mucho que sigo sus consejos aunque el pudor me hacía mantenerme en las sombras, hombre enmascarado

Un abrazo

Carmelo... dijo...

No se preocupe usted si no contesta,
Tan sólo agradecerle yo quería,
Encontrarme con tan grata compañía,
Paseando por mi 'sitio' hace unos días.

No existe pudor que pueda con la reina,
Pues dibujo usted emplea por saludo
Y al igual que yo en la máscara me escudo,
Sobran de por más nuestras vergüenzas.


No mantenga distancias con 'ustedes', pues distancias ya son obvias sin más trabas.
No me trate de usted, no tengo años,
que le obliguen ser cortés de tratamiento.
Gasto sólo cuarenta; treinta me cuentan.
Cuando sale el asunto de tamaños.

No escribo mi edad en mi cuaderno,
Para no dar pistas al mastuerzo,
que me pueda leer y luego atento, agredir sabiéndose contento,
conociendo la edad de su Lamento.

Y ya sin más me despido de este texto,
Que obligado es 'de usted' de tratamiento,
Algo denso con los versos, yo la entiendo,
Agradezco su saludo y me voy presto.